El Post

Los familiares de Fernando Fernández Rueda, el hombre herido de un disparo en el glúteo derecho durante un procedimiento policial, piden que el agente de Policía sea sancionado fuertemente.

Según los testimonios, el caso se registró la madrugada del miércoles en el sector de Pescaito, al norte de Santa Marta. Fernando estaba en su casa ingieriendo licor y escuchando música con unas amistades.

Desde la Policía Metropolitana se dice que la música estaba con el volumen alto y Fernández estaría así perturbando la tranquilidad de la zona; lo que hizo que los vecinos alertaran al cuadrante del sector.

Familiares de Fernández Rueda dicen que el agente, de apellido Carrillo, se mostró altanero y grosero durante el procedimiento. Amenazando incluso al hombre en el interior de su casa con el arma desenfundada.

Esto generó la reacción del hombre y luego un intercambio de fuerzas que resultó con el disparo del policía impactando en el glúteo de Fernando Fernández.

Por su parte, la versión Policial dice que Fernández tiene anotaciones judiciales por los delitos de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes y violencia intrafamiliar. Así mismo, señala que cuando la patrulla llegó a atender la situación, Fernández le pegó una cachetada a uno de los uniformados y lo intentó agredir con un arma cortopunzante, porque el servidor público le solicitó que apagara el dispositivo, a lo que este reaccionó propinándole un balazo con su arma de dotación en el glúteo derecho.

Con su nalga sangrando, Fernández Rueda fue trasladado por sus familiares hasta la Clínica La Castellana, donde fue atendido y enviado a Medicina Legal para su valoración.

Los familiares del hombre herido dicen que llevarán esto a las últimas consecuencias. Expresan que el hecho ya está denunciado en la Fiscalía y que esperan la sanción fuerte por parte de la Policía Metropolitana frente al acto de este agente, el cual consideran como “intento de homicidio y abuso de autoridad”.