El Post

Por irregularidades en la expedición de actos administrativos, la Procuraduría General de la Nación destituyó e inhabilitó por 9 años al exsecretario de Planeación de Montería, Carlos Domingo Montoya Baquero; y por 10 años a la curadora urbana N.o 2, Lila María Esquivel Rubio.

En fallo de primera instancia, el Ministerio Público comprobó que Montoya Baquero aprobó mayores alturas y modificó los usos del suelo en predios residenciales de la ciudad de Montería, a través de 11 resoluciones denominadas planes de implantación.

En cuanto a Esquivel Rubio, el ente de control evidenció que otorgó las licencias de construcción del Edificio Multifamiliar Solsticio, Proyecto Multifamiliar Roma y Edificio Baviera mediante resolución, sin que se hubieran expedido previa o simultáneamente las respectivas licencias de urbanismo con las que se debía contar.

La Procuraduría determinó que los exfuncionarios incumplieron las normas que regulan los usos del suelo, desconociendo lo establecido, entre otros, en el Plan de Ordenamiento Territorial.

Contra lo dispuesto en los numerales primero a cuarto de la decisión disciplinaria procede el recurso de apelación ante la Sala Ordinaria de Juzgamiento.